MUJERES QUE HAGAN POLÍTICA COMO MUJERES

LA X EN LA FRENTE

Moisés MOLINA

“Si una mujer entra en la política cambia la mujer;
Si muchas mujeres entran en la política, cambia la política”
M. Bachelet

Juzgo que la iniciativa enviada al senado por el Presidente Peña Nieto, para que las mujeres accedan al 50 por ciento de las candidaturas no ha tenido el recibimiento que merece.

Si a la jerga política se ha agregado la expresión “de gran calado” para las reformas, es tan pertinente para esta como para las demás que a instancias del Pacto por México se cristalizan.

La brega de las mujeres en defensa de sus derechos ha de tener en esta reforma uno de sus más grandes triunfos. No fue concesión graciosa del Presidente, sino el reconocimiento de una necesidad; congruencia con el más elemental sentido de igualdad ; a resumidas cuentas, justicia para las mujeres de México.

Está por demás decir que la problemática de la…

Ver la entrada original 571 palabras más

Cursos para mujeres inmigrantes

Mocedastur Blog

Asociacion Mujeres Empresas Economia Social PPAA_AMESPALa Asociación de Mujeres de Empresas de Economía Social del Principado de Asturias (AMESPA) organiza cursos gratuitos sobre Salud Laboral para mujeres inmigrantes que trabajen, hayan trabajado o quieran trabajar en hostelería, atención a personas dependientes y/o limpieza.

  • Salud laboral en la limpieza. Martes 5 de noviembre de 2013, de 9:00 a 14:00 horas.
  • Salud laboral en la atencióna personas dependientes. Martes 12 de noviembre de 2013, de 16:00 a 21:00 horas.
  • Salud laboral en la hostelería. Martes 19 de noviembre de 2013, de 9:00 a 14:00 horas.

Los cursos tendrán lugar en el Centro Municipal Integrado de El Llano (C/ Río de Oro, 37. Gijón).

Más información e inscripciones:
AMESPA
Tfno.: 985 359 817 (Ext. 16)
E-mail: amespasturias@gmail.com

Cartelicono_pdfpdf (124 Kb)

Ver la entrada original

50-50: Enrique Peña Nieto lanza una iniciativa para elevar el porcetaje de mujeres en el Congreso

Imagen

El presidente Enrique Peña Nieto envió al Senado una iniciativa de ley para que la cuota de género en candidaturas a las cámaras de diputados y de senadores aumente y se equilibre 50% para mujeres, y 50% para hombres.

Luego de que el Ejecutivo anunció en el marco del aniversario del voto para la mujer que enviaría una reforma en ese sentido, hoy será recibida formalmente y turnada a comisiones del Senado.

Con ello, se busca elevar la cuota de género de 40% que existe actualmente a 50%.

La iniciativa del presidente Peña Nieto reforma el Código Federal de Instituciones y Procedimientos Electorales.

En el texto que aparece desde esta mañana en la Gaceta del Senado, se señala que las candidaturas a senadores y diputados deberán integrarse, tanto propietarios como suplentes, con 50% de candidatos de un mismo género, y el 50% restante con aspirantes del género opuesto.

La reforma parte de reconocer históricamente una marcada discriminación por razón de género, lo que ha impedido a la mujer desarrollar libremente el ejercicio de sus derechos políticos.

Se prevé que en la sesión de este martes, en que a las 12:00 está programada la comparecencia del canciller José Antonio Meade con motivo de la glosa del primer informe de gobierno del presidente Enrique Peña Nieto, se le dé entrada formal a la iniciativa y se turne a comisiones.

FUENTE UNIVERSAL: http://bit.ly/1fA69MG

Siguen impunes las agresiones del 2 de octubre contra periodistas

Imagen

Las  comunicadoras Verónica Galicia, de La Voladora Radio; Consuelo Pagaza, fotógrafa independiente; Quetzalli González; Xilonen Pérez, del portal Subversiones, y Nayeli Roldán, de Efekto TV, fueron agredidas durante marcha del 2 de octubre en celebración del 45 aniversario del movimiento estudiantil de 1968. La Red Nacional de Comunicación y Acción Urgente de Defensoras de Derechos Humanos en México exigio a las autoridades no dejar impunes ninguno de los casos de violencia contra las periodistas. Pues ninguno de estos casos a quedado esclarecido.

Durante la marcha del 2 de octubre también otros periodistas, fotoreporteros y camarografos fueron agredidos por polícias, como  Guillermo Barros de Reporteros sin Fronteras, Alfredo Estrellas, Omar Franco Pérez, Nicolás Tavira, Arturo Ramos, Iván Castaniera, Alejandro Medina y Heriberto Paredes. Tampoco sus casos han sido atendidos por las autoridades.

Durante el mes de octubre ha habido otras agresiones contra periodistas y defrensores de los derechos humanos. Integrantes del Centro de Derechos Humanos Miguel Agustín Pro Juárez (Centro Prodh) también fueron víctimas de abusos mientras documentaban la protesta. El 11 de octubre fueron víctimas de agresiones integrantes de la organización Artículo XIX.

El incremento de violencia contra la libertad de expresión va en aumento, sin olvidar que México es uno de los países donde la impunidad y la violencia está a flor de piel. La Ciudad de México a pesar de ser catalogada como una entidad blindada de la violencia y el crimen organizado; CIMAC  diagnosticó a través de su Informe de violencia contra mujeres periodistas (2010-2011),  que la Ciudad se encuentra dentro de los primeros lugares en violencia contra mujeres periodistas y  libertad de expresión.

FUENTE CIMAC NOTICIAS: http://www.cimacnoticias.com.mx/node/64676

También puedes observar este video, en el que periodistas, fotoreporteros y fotografos alzan sus voces para exigir la protección y el derecho a la libertad de expresión:

Cáncer de mama: No hay equipo, ni medicinas sufientes para combatirlo.

Imagen

Médicos e investigadores participan hoy en el coloquio “Cáncer de mama en México: avances y perspectiva de la investigación clínica y básica”, organizado por el Instituto de Investigaciones Biomédicas de la UNAM. Durante el coloquio los investigadores revisaron la evaluación y diagnóstico que se realizó con médicos del Incan, en el que demuestran que el 90 por ciento de las mujeres con cáncer de mama fueron diagnosticadas a través de la autoexploración y el 80 por ciento en etapas avanzadas.

5 y 21% de las pacientes mueren en menos de un año debido a la carencia de equipo y medicinas . Además de  el 24% del tratamiento es deficiente y el 40% de ellas son sometidas a mastectomias por no atenderse a tiempo y no tener la información suficiente para detectarla y atenderla.

También en el diagnóstico estimaron que las pacientes con cáncer de mama comienzan a ser más jóvenes (de 30 a 50 años) y que el padecimiento ya no es exclusiva de las mujeres de la ciudad sino también de poblaciones rurales.

Con esta revisión los especialistas esperan  la asignación de un presupuesto adecuado que les permita no sólo diagnosticar tempranamente, sino  también atender de manera eficiente a las mujeres.

FUENTE CIMAC NOTICIAS: http://www.cimacnoticias.com.mx/node/64687

Paranoia TV, o el feminismo doble cara.

Imagen

Por: Gerardo j. Garcia

No es novedad ninguna de las variables que dan como resultado las 139 274 vistas del programa piloto de Paranoia TV. Sexo y acoso laboral, que se difunde de forma viral en otros cientos de videos y formas, reproduciendo justo el momento ya tan conocido en nuestro país, gracias a las redes sociales.

Para encontrar referencias sobre el programa piloto del proyecto Paranoia TV, basta con googlear o buscar en youtube la palabra “Andrea Vilash”. O alguna frase relacionada con “Se quita la tanga para Banda Limón”

Ya sea el programa completo o el fragmento, el video muestra una entrevista en la que los integrantes de esta agrupación acosan, manosean y desvisten a una conductora que parece haber sido elegida para el programa por atributos no precisamente periodísticos.

¿Victimización? ¿Injusticia? ¿Inequidad de género? Los elementos presentes parecen invitar a la reflexión sobre el trato de la mujer y el respeto al género en lo laboral y en la opinión pública. Likes, insultos en los comentarios de YouTube y Facebook, debates e indignación que enmascaran lo que, tras un mirada un poco más profunda, revela sobre nuestra naturaleza social. Somos animales.

El canal, cuyo video más visto después de este es el tráiler donde justamente aparece la conductora Andrea Vilash anunciando el mismo episodio, no ha elegido temáticas, vestimentas y presentadores al azar. El afán de vender ha retribuido bien en el escándalo provocado por la entrevista con Banda Limón.

El intercambio carnal por toda clase de favores y retribuciones está presente desde tiempos inmemoriales en nuestra cultura, en expresiones tan sutiles como las conductoras de la TV, o tan descaradas como el cine de ficheras. ¿Y nos ha indignado? Jamás.

Una oleada de calificativos como puta, fácil, pronta, cachonda, describen y condenan,  juzgan o defienden un comportamiento que pasa inadvertido en nuestro día a día en nuestra publicidad, programas de televisión y actuar cotidiano, a la vez de páginas, grupos, blogs y hasta grandes medios de nuestro país nos montamos en la efervescencia de ese instinto natural del morbo voyeurista. Nosotros no compartiremos el video.

Mientras tanto, ParanoiaTV mantendrá su éxito hasta el siguiente ciberescándalo, y Andrea Vilash aparecerá en los medios, posará para alguna publicación impresa y se perderá en el olvido de las cosas que nos hicieron indignar en internet.

Más habría que pensar en nuestra educación y en la congruencia de nuestras acciones. El hecho provocó un súbito interés sobre la situación laboral de la mujer en México, que arrojó los siguientes datos:

30.1 por ciento de las mujeres que trabajan en México ha sufrido algún tipo de violencia laboral La 23.8 por ciento de las cuales ha sido discriminada
12.5 por ciento, acosada de forma moral, física o sexual.

Secretaría de Trabajo y Previsión Social, en 2011

 Estos, casos que han sido denunciados…

¿Pasarían estas cifras de ser altas a ser altísimas con situación de mujeres que mantienen el silencio por no ser despedidas? ¿Y qué decir de aquellas qué, como la ex conductora de Paranoia TV, hacen de la exhibición sexual parte cotidiano de su trabajo, ya sea para conseguir mejores oportunidades o para mantener beneficios? ¿De las mujeres que están de acuerdo con estos comportamientos machistas que degradan de forma sutil pero constante a las trabajadoras de distintos ramos? ¿La equidad de género alcanzará algún día el campo laboral?

“Negligencia” de Segob y PGR para proteger a Anabel Hernández

Imagen

La informadora escribió: “Me encuentro en medio de dos fuegos. Entre quienes me amenazan de muerte desde hace casi tres años en represalia por mi trabajo de periodista, y funcionarios del Mecanismo de Protección a Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, de la Secretaría de Gobernación (Segob)”.

Cimacnoticias | México, DF.- 08/10/2013

La periodista Anabel Hernández denunció que la Fiscalía Especial para la Atención de Delitos Cometidos contra la Libertad de Expresión (FEADLE) y el Mecanismo para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, no tienen interés en proteger la vida de las y los comunicadores.

En un texto publicado en la revista Proceso, la reportera acusó que a pesar de las amenazas en su contra no recibe protección gubernamental, por lo que aseguró que su caso es muestra de la “negligencia criminal” de las autoridades y una razón de que en el país se siga asesinado y amenazando impunemente a defensores de Derechos Humanos y periodistas.

La informadora escribió: “Me encuentro en medio de dos fuegos. Entre quienes me amenazan de muerte desde hace casi tres años en represalia por mi trabajo de periodista, y funcionarios del Mecanismo de Protección a Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, de la Secretaría de Gobernación (Segob)”.

En su artículo “Yo soy la V146” (en referencia a que las autoridades la colocan como la víctima número 146), Hernández acusó a los funcionarios del mecanismo de ser negligentes en el papeleo burocrático para mantener a los escoltas que el Gobierno del Distrito Federal (GDF) le asignó desde 2010, luego de que una fuente le informó que el entonces secretario de Seguridad Pública federal, Genaro García Luna, pretendía asesinarla.

De acuerdo con la periodista, el GDF le otorgó los escoltas pero a principios de este año le notificó que declinó su competencia y envió la averiguación previa a la Procuraduría General de la República (PGR), ya que los presuntos responsables, García Luna y otros funcionarios, eran servidores públicos federales cuando los hechos ocurrieron.

En febrero pasado, la PGR fue informada de que la Policía Federal, a la que Anabel Hernández acusa de las amenazas en su contra, sería la encargada de protegerla, por lo que ella pidió entrar al mecanismo de protección de la Segob.

El caso fue aceptado por la Junta de Gobierno del mecanismo el pasado 23 de abril; luego el 2 de mayo se le envió a Anabel el oficio CEN/142/2013 con el que se le otorgan nueve medidas de protección, cuatro de las cuales no se aplicaron.

En su texto publicado la semana pasada, la reportera narró el hostigamiento contra ella y su familia, y detalló que gracias a la intervención de grupos civiles e instancias internacionales aún cuenta con sus escoltas federales, aunque no sabe por cuánto tiempo. “Las leyes en el papel no sirven si no se aplican”, criticó.

Hernández denunció que para este año el mecanismo tiene un presupuesto por 123 millones de pesos y que su coordinador ejecutivo nacional, Juan Carlos Gutiérrez, tiene un sueldo mensual bruto de 146 mil 543.64 pesos, más el apoyo económico para un vehículo hasta por 7 mil 500 pesos al mes, y un teléfono celular por un monto máximo mensual de mil 850 pesos.

Ante estos recursos y la falta de implementación de sus medidas de protección, Anabel afirmó: “(Gutiérrez) no merece el cargo ni el dinero”.

FUENTE CIMAC NOTICIAS

HISTORIA DE LA MUJER EN EL PERIODISMO PARTE 2

Por: Karen Molina

Imagen

Anteriormente habíamos revisado los inicios de la mujer en el periodismo a través de las imprentas y las colaboraciones por carta. Muchos al darse cuenta de que había muchas lectoras, comenzaron a publicar revistas femeninas con contenidos sobre moda, trabajo doméstico y belleza. En pocas palabras, textos que orientaban a la mujer a seguir con sus roles estereotipados.

Pero hubo mujeres , que tras tener estudios superiores y una voluntad por luchar por sus derechos humanos, iniciaron revistas para ellas mismas con contenidos como filosofía, artículos de opinión en defensa de los derechos de la mujer y críticas sobre la condición de la mujer en la sociedad.

Así inicio una lucha por entrar a las redacciones y tras el termino del siglo XIX, las publicaciones comenzaron a ver en el periodismo no sólo un medio dónde dar las noticias del momento, sino una empresa que podía industrializarse y generar mucho dinero.

La Revolución mexicana trajo consigo una ola de transformaciones que cambiaron a la sociedad mexicana. Las mujeres quiénes ya se habían iniciado en el periodismo a través de colaboraciones esporádicas en los diarios y revistas (desde sus casas), habían logrado ser parte de las redacciones e intervenir en secciones que eran exclusivas para los hombres como la política. Sin embargo periódicos como el Combate, El Demócrata, El imparcial y El Mexicano seguían limitando a las mujeres a escribir sobre cuestiones domésticas, pues su ideología positivista hacía que las siguieran viendo como inferiores y limitadas a sus roles como amas de casa y madres.

Pero hubo mujeres que siguieron con paso firme su interés por hacer periodismo. Muchas de ellas lograron publicaciones de mujeres para mujeres donde la política, la crítica y la sátira trajeron consigo no sólo tener publicaciones diferentes, sino un ejemplo de las nuevas periodistas y políticas que tenía el país. Hermila Galindo inició la revista La Mujer Moderna y les abrió las puertas a las mujeres para escribir sobre política, el derecho al voto y el feminismo. Tambien surgieron en esta época La mujer mexicana a cargo de Dolores Zapata  y El hogar de Emilia Enríquez de Rivera. Todas éstas con un gran sentido de cambiar al país y mejorarlo.

La segunda etapa de la mujer en el periodismo significo para ellas, no sólo el parteaguas para adentrarse al periodismo y hablar sobre sus derechos, sino también una plataforma que ayudo a no encasillarlas en los temas domésticos y privados y también hablar sobre los temas sociales como la política y los gobiernos que se suscitaron en esa época..

Te invitamos a ver a través de Dipity la segunda etapa de esta constante lucha de la mujer para adentrarse al periodismo:

HISTORIA DE LA MUJER EN EL PERIODISMO MEXICANO (1 PARTE)

ImagenPor: Karen Molina

Hace algunos años las mujeres no figuraban en los libros sobre Historia del Periodismo. Hasta que Fortino Ibarra de Anda, María del Carmen Ruiz Castañeda y Elvira Hernandez Carballido hicieron visible la labor de la mujer en el periodismo. La tarea para rastrearlas fue difícil pero no imposibles y es por ello que gracias a esa investigación pude lograr hacer está línea de tiempo para reconocer el trabajo y lucha de ellas para adentrarse al periodismo.

Según Elvira Hernández Carballido hay cuatro etapas de la mujer en el periodismo:

-Las pioneras

-El periodismo íntimo social (Revolución mexicana)

-El periodismo feminista

-Periodismo actual

PIONERAS:

Las mujeres periodistas tuvieron que comenzar desde las imprentas hasta llegar a colabrar y dirigir públicaciones de ellas para ellas. Fue un paso importante está etapa, pues a pesar que en 1722  salieron diarios como La Gaceta de México, las mujeres no habían tenido la misma oportunidad de colaborar con los hombres. Sin embargo la inquietud por redactar sus propos textos, la educación superior que algunas tuvieron y la íntima casi invisible búsqueda de sus derechos como mujeres, hicieron que ellas comenzarán a colaborar desde sus casas y firmando sus textos bajo seúdonimos e inciales.

Después pasaron de escribir cartas a los colaboradores a escribir directamente para las revistas hechas por las primeras directoras como Concepción Gimenez de Flaquer y Angela Lozano. Pasaron de ser simples lectoras ha ser redactoras de textos literarios y poemas.

Las Hijas del Anahúac, El albúm de la Mujer, El Búcaro entre otras revistas se distinguieron de otras como El correo de las señoras,El calendario de las señoritas mexicanas y Panorama de las señoritas, por ser publicaciones que dejaron atrás las secciones de moda, belleza y hogar para escribir textos sobre la situación de la mujer, filosofía y educación.

“Pero ¿Quiénes fueron ellas? Sin duda son y fueron las que cambiaron la cocina por la sala de redacción. Fueron las que optaron vivir más horas frente a su máquina de escribir que ante de la de coser, por bordar párrafos e ideas que vestidos y delantales. Posiblemente cambiaron los nueve meses de realización femenina por parir ensayos, crónicas, notas y reportajes.” Elvira Hernández Carballido- Hacia una construcción de un periodismo no sexista.

Es por ello que  te invitamos a conocer la primer etapa llamada las pioneras a través de dipity

VÍA DIPITY: http://bit.ly/16uiIEy

Me gusta ser mujer (y odio a las histéricas)

Imagen
Pocas veces el cliché que hablaba del sexo débil ha padecido palizas como la presente. La autora no será feminista, pero su manera de ser mujer implica una cierta militancia irrenunciable.

N° 58

Noviembre – Diciembre de 2004

Son las siete de la tarde de un jueves de principios de julio y el taxista tiene el dial clavado en Radio 10. Chiche Gelblung, el conductor, conversa con Gabriela Acher, la actriz, y Gabriela Acher sostiene que el desencuentro de los sexos surge porque en el amor las mujeres necesitan tiempo mientras los hombres andan apurados. Que las mujeres queremos ternura y ellos sólo un poco de apretuje. Que ahora los hombres soportan una mirada crítica y, pobres tipos, se sienten disminuidos. Ellas están arrasadoras y ellos asustados, y por eso hay tantas mujeres solas.

Que me perdonen bien perdonada, pero suena a consuelo de perdedor.
El mundo masculino no está formado por un grupo de inhibidos, ni el femenino por un grupo de aguerridas. Ésta y otras definiciones funcionan bien solamente en el Reino del Lugar Común, ese lugar atravesado por chistes burdos donde los hombres siempre son desconsiderados y las mujeres histéricas. Y yo no. Me niego a agregar mi firma al pie de tanta revista femenina que define a las mujeres como esos seres a los que la depilación les duele, la menstruación les molesta y no encuentran placer más grande que reunirse entre ellas para hablar de “cosas de chicas”. No me siento parte de ese continente femenino formado por compradoras compulsivas, fóbicas al ginecólogo, temerosas de los años, necesitadas de palabras de amor después del sexo. No pienso que los hombres son todos iguales, ni que ya no hay hombres, ni quiero ni quise casarme, ni espero que me abran puertas.
No.
Me enervan las revistas femeninas que proponen cien maneras distintas de hacerle creer a él que tuviste un orgasmo y ocho fórmulas para que te proponga casamiento sin que se dé cuenta. Yo no sé qué es lo que hace mujer a una mujer, pero sé que esas cosas no te hacen más mujer: sólo te transforman en una persona desagradable.
Durante años mi pasado de chica pueblerina fue una molestia y pensé que una buena forma de aplastar esa educación prejuiciosa era jugar, sin prudencia, a todos los juegos que la gran ciudad —y el mundo— me pusieran por delante. Así, aterricé borracha en sillones no siempre conocidos, tuve amores buenos, malos amigos, amigos sensacionales, amigas descontro­ladas. Hice mucho, dormí poco, y un día paré.
No me llevó tanto tiempo darme cuenta de que en mi canasta pueblerina quedaban unas cuantas cosas agradables. Todavía hoy tejo bufandas al crochet, y conservo con orgullo mi lado salvaje que me dice que, si me lo voy a comer, lo puedo matar sin remordimiento.
Con Diego aprendí otras cosas. A necesitar poco, a ser austera y, sobre todo, a viajar de un modo en que a mí me gustaría que fuera la vida, siempre. Lenta, amenazadora, a veces incómoda, extrema: un animal de lujo. Hace rato que supongo que las cosas que importan —la bravura, la serenidad, la conciencia de la precariedad del mundo, la hidalguía, la dignidad, la elegancia y el coraje— no son patrimonio exclusivo de mujeres ni de hombres, y en esos viajes puedo ser valiente, noble y serena. Como la vez de la tormenta. Era una tormenta en la montaña, en un país lejano. Lluvia a mares y una niebla empeorada por el humo de la quema. Diego y yo viajábamos en camioneta por la frontera entre dos países: Myanmar y Tailandia. El camino era cornisa, un jabón. En una curva inclinada con precipicio al fondo la camioneta se descontroló. Diego pudo frenar a centímetros del barranco, pero sabíamos que, cuando pusiera un pie sobre el embrague, la camioneta podía resbalar y mañana seríamos tapa de diario, llanto de familias o, con suerte, carne de hospital. Pero no dijimos nada.
—Ponete el cinturón —masticó alguno de los dos.
Diego puso primera, soltó el embrague, la camioneta se sacudió como un yacaré y empezó a bajar, a resbalar, a bajar, a resbalar. Cuando llegamos al llano, ni él ni yo dijimos nada. Nos pusimos ropa seca, y seguimos viaje sin otro comentario que una puteada diluida porque nos agarraría la noche. Llegamos a una ciudad, conseguimos un hotel y nos dormimos, roñosos y sin cenar. Si él tuvo miedo, yo no lo sé. Si yo tuve miedo, él no lo sabe. Me gusta recordar ese momento: el universo detenido en un instante feroz y Diego y yo bajando la montaña, mudos, envueltos en un silencio respetuoso. Dos caballeros conservando la calma. Fingiendo que no, aunque tuviéramos pánico. Nos queremos, también, por cosas como éstas.
En el libro El camino de las damas, de Editorial Planeta (una recopilación de relatos de mujeres viajeras, realizada por Christian Kupchik), hay un capítulo en el que Karen Bli­xen —o Isak Dinesen—, la aristocrática danesa que vivió en Kenia, asegura que a lo largo de su vida tres frases le sirvieron como guía.
La primera es una sentencia latina.
Un romano necesita navegar hasta Cartago pero la tripulación se niega a embarcar porque el mar se presenta peligroso: “Entonces, cuenta Blixen, el romano les dijo: ‘Es necesario navegar, no es necesario vivir’. Me pareció muy acertada la idea, porque mientras naveguemos, estamos vivos”.
La siguiente es una frase en francés antiguo, descubierta en el escudo de armas de la familia Finch-Hutton: Je reponderay. Significa que uno puede responder y es responsable por lo que hace.
Pero la tercera, dice la dama, es la mejor. La tercera es su frase favorita. “Hace tiempo, en un puerto lejano y sin motivo aparente, me quedé observando a un barco que se alejaba. En un momento el barco comenzó a hundirse y en el medio de esa situación trágica se me reveló su nombre: Pourquoi pas? Por qué no. Desde entonces, esa expresión se quedó conmigo. Cuando la gente lo único que hace es preguntar ¿Por qué, por qué, por qué?, a mí me parece mucho más atinado preguntar ¿Por qué no?”.
Me gustaría que en mi escudo —o en mi tumba— escribieran alguna de estas frases.
Sería mejor, claro, si pudieran escribir las tres.
FUENTE REVISTA EL MALPENSANTE: http://bit.ly/kIoNrA